Encuentra los mejores neumáticos al mejor precio

Te ayudamos a elegir y comprar tus neumáticos

3 técnicas sencillas para medir el desgaste de un neumático en menos de un minuto

¿Quieres saber si tus neumáticos todavía están en buen estado? Aprende a medir su nivel de desgaste. Es fácil y es fundamental ya que un neumático liso no solo pone en peligro tu seguridad, sino que también te expone a una multa.

Copyright © rezulteo

Neumáticos lisos: ¿cuáles son los riesgos?

A veces solemos olvidar que el neumático es el único punto de contacto entre nuestro vehículo y la carretera, de ahí la importancia de la calidad de su goma y de la profundidad de sus dibujos, que son directamente responsables de su adherencia sobre la calzada.

Conducir con un neumático desgastado te expone a un mayor riesgo de sufrir un pinchazo o de aquaplaning. Por ejemplo, cuanto más liso se vuelve un neumático de verano, más disminuyen sus prestaciones, en particular sobre suelo mojado. En resumidas cuentas, si circulas con unos neumáticos desgastados, corres el riesgo de perder el control de tu vehículo.

A nivel legal, la normativa europea establece que la profundidad mínima de las ranuras principales de un neumático debe ser de 1,6 mm de goma en toda su circunferencia. Hay que saber que las prestaciones sobre suelo mojado empiezan a disminuir mucho antes de ese nivel de desgaste, de ahí que en algunos neumáticos haya un testigo de desgaste intermedio para conocer el umbral de deterioro de las prestaciones sobre suelo mojado. Por otra parte, la diferencia de desgaste entre los 2 neumáticos de un mismo eje no tiene que superar nunca los 5 mm.

Si circulas por debajo del límite legal de desgaste, te expones a una multa de 135 euros y a la inmovilización inmediata de tu vehículo. Además, si haces la Inspección Técnica de Vehículos con un neumático con un desgaste superior a ese límite, tendrás que volver a pasar la ITV.

Por otro lado, en algunos países, existe un límite de desgaste más restrictivo para los neumáticos de invierno. Ten cuidado, por ejemplo, si viajas a Austria entre el 1 de noviembre y el 15 de abril: los neumáticos de invierno son obligatorios y la profundidad mínima de sus dibujos es de 4 mm.

¿Cómo medir el desgaste de un neumático?

En primer lugar, estaciona tu vehículo en una superficie llana y gira las ruedas 45 grados a la derecha o a la izquierda para poder llegar más fácilmente a los neumáticos delanteros. Existen 3 maneras de comprobar el nivel de desgaste de cada neumático: 

El testigo de desgaste

Todos los neumáticos tienen un testigo de desgaste: se trata de un taco de goma de 1,6 mm de espesor incrustado en el fondo de las ranuras principales del neumático. Cuando la goma de la banda de rodadura del neumático llega al nivel de ese indicador, se ha alcanzado el límite de desgaste legal y hay que sustituir el neumático. Se puede comprobar solo con un simple vistazo. 

Copyright - © rezulteo

Para ayudarte a localizar la posición del testigo de desgaste, hay una pequeña marca en el flanco del neumático. Pueden ser las siglas TWI (Tread Wear Indicator: indicador de desgaste), el logo de la marca o un triángulo.

Sur les pneus Michelin, la position du témoin d’usure est indiquée par un petit Bibendum

Crédits photo © : Michelin

Algunas marcas, como por ejemplo Continental, también colocan testigos de desgaste intermedios: su desaparición indica que el neumático ya no ofrece unas prestaciones óptimas en calzada mojada. También pueden incrustarse unos testigos de desgaste en los neumáticos de invierno a una profundidad de 4 mm. 

 

Témoin d’usure intermédiaire sur un pneu Continental

Crédits photo © : Continental

Otras marcas, como por ejemplo Nokian, utilizan un testigo de desgaste numérico para sus neumáticos de invierno: graban en el neumático unos números que indican la profundidad de la goma y se borran a medida que el neumático se desgasta.        

Copyright © : Nokian

El indicador de profundidad       

Es una herramienta que está disponible en todos los centros de automóviles por una módica suma. No esperes para comprarlo: te permite medir con precisión la profundidad exacta de las ranuras de tus neumáticos en diferentes lugares de su superficie.

De hecho, tus neumáticos pueden desgastarse de forma irregular, y el testigo de desgaste es solo un indicador visual que no sustituye a la precisión de un indicador de profundidad.

Copyright - © DR

La moneda

Antes de comprar un indicador de profundidad, puedes hacer una primera medida aproximativa introduciendo una moneda en el fondo de las ranuras de tus neumáticos:

  • Para un neumático de verano, usa una moneda de 1 €: si las estrellas grabadas en el borde de la moneda son visibles, tienes que cambiar el neumático.
  • Para un neumático de invierno, coge una moneda de 2 €: si el borde externo plateado sobresale de la ranura, es que el neumático está desgastado.  

¿Tus neumáticos están desgastados?              Encontrar unos neumáticos nuevos

El consejo de Rezulteo:

Para alargar la vida útil de tus neumáticos, tienes que rotarlos por lo menos una vez al año o cada 10.000 o 12.000 km para que el desgaste sea uniforme. En los vehículos con una tracción simple, los neumáticos delanteros se desgastan más rápido que los neumáticos traseros. Pero cuidado, esta rotación tiene que seguir unas reglas estrictas según el tipo de vehículo (tracción, propulsión, integral) y el tipo de neumáticos (simétricos o asimétricos).

Para saber más sobre las reglas de rotación de los neumáticos

¿Este consejo te ha sido de ayuda?

Encuentra esta guía en las siguientes carpetas